Tel. fijo: 91 251 65 66 T. móvil: 691 213 230
Tel.  fijo: 91 251 65 66T. móvil: 691 213 230  

Pececillo de plata

 

Aunque no lo parece, es un insecto y, además, le gustan los libros. Nocturno, rápido y escurridizo, es todo un fósil viviente.


Nombre científico: Lepisma saccharina

Nombres comunes: lepisma, pez de plata, pececillo de plata, pescadito de plata.

Clasificación:

Reino: Animalia

Filo: Arthropoda

Clase: Insecta

Orden: Thysanura

Familia: Lepismatidae

Género: Lepisma

Especie: L. Saccharina

Morfología

Pertecen al orden de los tisanuros, que se considera el más antiguo de los insectos, habiéndose encontrado fósiles con una antigüedad de 400 millones de años.

Su cuerpo  es alargado y aplanado, más ancho por la parte delantera, estrechandose en forma de cono hacia atrás. Presenta dos ojos compuestos de reducido tamaño. Tiene brillo metálico debido a las escamas plateadas que aparecen tras su tercera muda, siendo las ninfas de las dos primeras fases blanquecinas. Carecen de alas y llegan a tener una longitud de entre 0,8 y 1,4 cms. Presenta dos antenas filiformes en la cabeza casi tan largas como su cuerpo, y tres apéndices semejantes a estas en su parte posterior.

Sus escamas se desprenden con mucha facilidad al tocarlo. Esto es una defensa natural que le permite escapar con facilidad de sus mayores enemigos; tijeretas y telas de araña.

Hábitat y costumbres

Agil, con una fuerte fototaxia negativa (huye de la luz.) Sus condiciones óptimas de vida son las temperaturas templadas (25º - 30º) y humedades superiores al 50%, preferiblemente en el entorno del 75%. Por lo tanto tendrán preferencia por los lugares cálidos, húmedos y oscuros, y con grietas, huecos y resquicios en los que poder esconderse. Así, se les podrá encontrar bajo electrodomésticos, en cuartos de baño, sótanos, cajones de persianas, almacenes.

Por lo general, las condiciones que se encuentran en una vivienda le pueden ser muy favorables al solerse encontrar todas las condiciones que le son necesarias.

Alimentación

Prefiere los alimentos de origen vegetal y ricos en almidón (amilonosos) y otros polisacáridos: papel, lino, dextrina de los adhesivos, gelatina del papel fotográfico, azúcares, cabellos, caspa, lana, algodón, seda, moho, cola de encuadernar, insectos muertos o su propia exuvia (piel mudada.) También puede alimentarse de ropas de piel, de fibras artificiales y de detritus orgánicos.

Lepisma saccharina puede digerir celulosa debido a que es capaz de producir celulasa, una encima que degrada la celulosa transfomándola en glucosa. Esta capacidad es muy específica ya que, aparte de hongos y bacterias, sólo es conocida en dos integrantes del reino animal; Lepisma saccharina y el molusco bivalvo Teredo navalis, que taladra la madera y que siempre fue uno de los principales enemigos de las embarcaciones por los daños que es capaz de producir. Obvio es, por lo tanto, que su nombre, saccharina, tiene relación con el consumo de sustancias que se puedan descomponer en azúcares o por los azúcares mismos.

Reproducción y longevidad

El sistema de reproducción del pececillo de plata es indirecto, sin cópula. El macho produce un espermatóforo que cuelga adherido con un hilo sedoso tensado a una superficie vertical. Mediante un cortejo, realiza maniobras que conducen a la hembra hacia el espermatóforo. Ella lo recoge con sus cercos y lo conduce a su abertura genital, donde se producirá la fecundación.

La hembra pondrá sus huevos en grietas. La puesta consta de cien huevos de media, aunque puede variar desde unas decenas hasta varios centenares, y la realizará en cualquier época del año. No obstante, en la puesta no se depositan todos los huevos a la vez, si no que se va realizando a lo largo de varias semanas en paquetes que pueden ser de uno en uno o de varias unidades.

La incubación durará entre una semana y dos meses, aunque con temperaturas bajas puede llegar a seis. La media es de cuarenta días.

Las ninfas nacidas pasarán por hasta ocho mudas, necesitando entre cuatro meses y tres años para llegar a adulto. Con unas condiciones de 25º C tardarán doce meses. No presentan metamorfosis, siendo las larvas muy silimares a los adultos.

Su esperanza de vida oscilará entre los tres y los ocho años.

Señales de su presencia

Son difíles de ver ya que huyen de la claridad, pero se les suele sorprender en el momento en el que se pone la luz artificial en una habitación. En ese momento demostrarán su agilidad desapareciendo en segundos.

Pueden dejar señales en tejidos, papeles, libros, pieles... No obstante, al tener un aparato bucal poco desarrollado, los daños que provocan tardarán en tener importancia seria.

Razones para su control

Dado que su alimentación dse basa en materiales ricos en almidón, todas los enseres con tejidos, pieles, papel y cartón principalmente son susceptibles de ser atacados. Los pececillos de plata son una de las principales especies plaga a tener en cuenta en bibliotecas y archivos.

A nivel sanitario, no están considerados transmisores de enfermedades, pero según algunos estudios pueden ser causantes de determinadas reacciones alégicas cruzadas con otros insectos, aunque su participación como agente causal tampoco ha sido totalmente determinada.

     Contacto

 

Llámenos sin compromiso:

 

Tl. 91 251 65 66

 

Para cualquier consulta, no dude en contactar con nosotros:

 

 info@servcontrol.es

 

¿Desea contratar nuestros servicios o solicitar una inspección y presupuesto sin compromiso?

 

comercial@servcontrol.es

 

¿Quiéres trabajar con nosotros? Envíanos tu curriculum; Comerciales,  Dirección técnica, Técnico de servicio, Administración.

 

rrhh@servcontrol.es

  

También puede utilizar nuestro

 

 formulario de contacto

free counters
Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© SERVCONTROL Control de Plagas. Todos los derechos reservados.